La responsabilidad del comensal vía Gourmetepec

Well, it may be the devil or it may be the Lord?But you’re gonna have to serve somebody.

Bob Dylan

Me gusta mucho ver cómo la tendencia entre los cocineros de primer orden tiene que ver con conceptos como conciencia social, sustentabilidad, ética y, empatía (ver Carta abierta a los cocineros, publicada el 14 de septiembre pasado en este mismo medio). Creo que es la mejor manera de lograr un futuro más amable y una industria sana y competente. Encuentro muy afortunado que en nuestro país, estos valores sean enarbolados por algunas de las figuras más destacadas del medio gastronómico, pero sobre todo creo que México necesita que tengamos esta actitud en el día a día, y en cualquier actividad que realicemos, por más sencilla que ésta sea.

Sin embargo, me intriga saber si este buen espíritu permea y cuánto a la otra cara de la moneda: a la empresa.

No es de soprender que existan empresarios con una visión rapaz sobre cómo llevar su negocio. Modelos de explotación y expertos en el oscuro arte del jineteo a proveedores. Han llegado a mi conocimiento varios casos de empresarios tales, que son prácticamente capaces de llevar a la quiebra a un pequeño proveedor, mientras ellos continúan en franca expansión.

No soy ingenuo, así es como se manejan muchos negocios en el mundo. Pero si estamos tratando de elevar la industria gastronómica, cada cual desde su bastión, imagino que el empresario -más aún el chef propietario-, debería tener una visión acorde a lo que ahora llamamos “Empresa Socialmente Responsable”.

A continuación cito textualmente la descripción:

Una Empresa Socialmente Responsable es la que cumple con un conjunto de normas y principios referentes a la realidad social, económica y ambiental que se basa en Valores, que le ayudan a ser mas Productiva.

Una Empresa Socialmente Responsable establece como principales estándares en su cultura organizacional, la ética, la moral, y todo lo que se refiere a valores.
Estas directrices en acción como base pueden ser:

1.- Dignidad Humana.

2.- El bien Común.

3.- Principio de Subsidiaridad

4.- Participación Social.

5.- Principio de Solidaridad.

6.- Calidad de Vida

7.- Cuidado del Medio Ambiente.

8.- Desarrollo Humano.

9.- Transparencia.

10.- Desarrollo Científico y Ético.

Una Empresa Socialmente Responsable es la que cuentan con políticas, programas y estrategias que favorecen a un pleno desarrollo humano, para dar ejercicio a una Responsabilidad Social.La responsabilidad social de la empresa es una combinación de aspectos legales, éticos, morales y ambientales, y es una decisión voluntaria, no impuesta, aunque exista cierta normatividad frente al tema.Una empresa es realmente mejor cuando además de lograr sus objetivos empresariales, aporta beneficios a sus colaboradores, a sus proveedores, a las familias de sus trabajadores, a su entorno, al medio ambiente.

Hasta aquí la cita.

Naturalmente, no va a andar uno preguntado al llegar a cualquier establecimiento “oiga, ¿aquí son socialmente responsables?”, insisto que no quiero pecar de ingenuo. Pero es común que llegue a nuestro conocimiento el tipo de empresa que son algunos de los lugares en donde trabajen o colaboren amigos o conocidos nuestros.
Considero que en la medida de lo deseable, deberíamos favorecer con nuestra elección los negocios que tengan este perfil. ¿Y si no fuesen de nuestro agrado? Bueno, dar retroalimentación nunca ha herido a nadie, que yo sepa.

Y en el caso contrario, los negocios que traten mal a sus colaboradores o proveedores podríamos dejar de frecuentarlos, aún a pesar de ser de nuestro agrado.
Sé que parece una manera algo simplona de premiar lo que uno considere apropiado pero a final de cuentas siempre tenemos esa elección: “este peso lo pago por algo que me guste, y que sé que hará bien”. Por lo menos me deja tranquilo creer que ese peso no irá a parar a la bolsa de un gandalla. Una elección sencilla dentro de mi poder, ya que todos somos consumidores, y en algún momento todos somos proveedores.

Si estoy interesado en lo socialmente responsable (o en lo llamado “mejores prácticas”), y creo que cada uno podemos hacer algo en nuestra vida diaria para ayudar a México, mi elección como consumidor debe ser acorde a ello, y hasta en la decision de a dónde voy a comer debería reflejarse.

Vía: Gourmetepec

Author; Álvaro José Gómez

Publicado el 15/02/2012 en Noticias y etiquetado en . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: